HOME de Germina.Cciones... > LUCA BELCASTRO > Libros > Libro Sacbeob > Prefacio por Milena Bahamonde
  busca en el sitio |   mapa del sitio

libro sacbeobLuca Belcastro
SACBEOB
Escritos latinoamericanos | Scritti latinoamericani
LIBRO | en castellano - in italiano | Moretti&Vitali 2010

inicio * COMPRA EL LIBRO * | * COMPRA EL E-BOOK *



foto luca belcastroMilena Bahamonde

Prefacio

Hasta hace tres años no conocía a los chinos del valle de Aconcagua ni había bailado un huayno. Estuvo en las capitales de los llamados países del "primer mundo", pero no en los pueblitos de los cantos de Violeta Parra como Perquilauquén ni dónde creció Víctor Jara en Lonquén. No portó nunca un fusil como los jóvenes de Centroamérica. No sospechaba la intensidad del azul teñido de añil o el tono del fruto del cacao maduro o cuál es el sabor del nopal ni qué significa puna, fritanga, micro, compadre, guagua y cuánto puede valer un CUC.

Proviene de las selectas salas del arte clásico, de latitudes de jardines que aspiran a reflejar la perfección. Maduró siguiendo la ruta de sus composiciones y en eso se le fue gran parte de la vida. Pero un día la fisura se hizo inevitable y deja los festines de la nata y crema del hacer musical, ahí donde vio de cerca cómo "de la red del oro cuelgan arañas repugnantes". Pendiendo en un hilito de aliento se lanza. Renuncia a seguir siendo reminiscencias. Arden las imágenes de la seguridad que le ofrecería un cargo en el circuito de la oficialidad del enseñante y parte.

Deja atrás los paisajes sociales conocidos. Se retira de las vías, viales y sentenciosa señalización del norte de Italia. Se opone a ser consumido. Se arriesga en las dolencias, aromas, paciencias, dialectos y estigmas de una América Latina estereotipada en los anuncios turísticos como alegre, mágica, salvaje. Encuentra el vértigo y la altura que olvidó occidente y encuentra a otros con quienes celebrar el ritual humilde de la práctica musical.

Escribe en un diario las huellas del itinerario. Se adentra en sí mismo, se mira, se piensa. Cautivado en el ir y venir cada vez que parte algo de él se va quedando. Ha sido tan largo el viaje que ya no se sabe si está llegando, yéndose, retornando o todo a la vez.

Luca Belcastro tiene la materia prima que mencionaba Neruda cuando dijo: "En mis manos / voló la harina, resbaló el aceite, / pero / es el pueblo de Italia / la producción más fina de la tierra." (fragmento de 'Las Uvas y el Viento - La túnica verde'). Músico de humanidad maniacal y caso extremo de compromiso con su ideal. Convencido y convincente de la responsabilidad social de un creador.

En tres años dio vida al proyecto Germina.Cciones... - primaveras latinoamericanas, en el que se ha propuesto compartir e intercambiar experiencias. Bajo este alero cientos de jóvenes músicos y creadores han tenido la posibilidad de asistir a los cursos que llevan el nombre de una flor nativa del país donde se desarrollan: Ceibo en Argentina, Patujú en Bolivia, Copiu en Chile, Mariposa en Cuba, Xicamiti en México, Kantuta en el Perú. Nominaciones que recuerdan el respeto a la vida natural.

Belcastro acciona un proyecto humanizante que no considera a la educación como imposición sino que impulsa a descubrirse a sí mismo, a preocuparse por abrir posibilidades a los niños y jóvenes, pero que sobre todo invita a construir espacios colectivos de participación. Y la propuesta parece delatar una urgencia, porque a la fecha cientos de músicos latinoamericanos se han involucrado en las actividades de Germina.Cciones..., cientos que testimonian cómo la creación es un gesto de la voluntad posible en armonía con los demás.

En cada país de forma inédita ha logrado que colaboren juntas instituciones que entre sí se llaman "la competencia". Comienzan los talleres o cursos y conservatorios, universidades, facultades reciben al conglomerado humano, conformado por participantes de distintas procedencias. Guiados por Luca, apoyados por charlas de profesores voluntarios, se alinean los participantes, discuten las propuestas de obras en conjunto y cada uno es libre de pensarse y decirlo. Poco a poco desembarcan en la precisión técnica. ánimo, el ritual no termina en la grafía, por muy cuidada o particular. Adelante, tenemos que llegar al día del concierto en que se presentan las obras - "El proceso compositivo no termina cuando se escriben las notas en un pentagrama, sino que cuando se llega a que alguien la escuche" - y no son sólo palabras, porque ya van más de 70 nuevas obras creadas y ejecutadas en los conciertos de Germina.Cciones... por músicos jóvenes latinoamericanos.
Año a año, desde el 2008 hasta la fecha los cursos vuelven a florecer. Todo renace de una manera semejante y diversa. Nuevos nombres, distintos lugares o dinámicas.

Es el caso de un viajante que se niega el sobrevuelo fácil de la costumbre. Llega, abre un espacio. Parte. Vuelve. ¿Volverá? Sin embargo lo confiesa, ese riesgo acarrea una nostalgia: "... dejo un pedacito de mí en cada lugar que visito, en la esperanza de encontrarlo de nuevo, de no perderlo y poderme reconstruir en la memoria de los distintos lugares" y "Encuentro las despedidas muy tristes, me gustan cada vez menos, también porque últimamente veo a mi vida como una continua despedida, que afortunadamente, en la mayor parte de los casos, es temporal".

El presente libro testimonia el tránsito por pueblos, ciudades y experiencias humanas de Luca. Registra cómo percibe el pulso latinoamericano. Narra el devenir de un pasajero que conoce las leyes de la naturaleza y en ella descansa, interrogando una Ceiba en el centro de la selva en Tikal o fundiéndose en la transparencia del reflejo pacífico del mar. Es la huella de un andariego que se juega la vida por la escasa posibilidad de contacto humano.

No puede haber un itinerario menos turístico que el que ha trazado. Entra en las raíces de una América morena y mineral, en sus vergüenzas telúricas, sueños siderales y desde esa geografía este caminante del Tahuantisuyo se proyecta sin más cartografía que la de compartir y contribuir en generar una oportunidad a quien no la ha tenido, en un continente expuesto, por suerte y por desgracia, a infinitudes de diferencias, pero donde aún es posible pertenecer.


* COMPRA EL LIBRO * | * COMPRA EL E-BOOK *